Se utilizan técnicas usuales de la metalografía óptica en la preparación de muestras para el posterior análisis óptico y/o por difractometría de rayos X: Pulido mecánico, químico y electroquímico aplicado a muestras de diverso origen.

Contacto: